Mañana cerramos el 2019; toca reflexionar y mirar con entusiasmo hacía 2020. Lo hice en 2018, en 2017 y en 2016, por lo que podría considerarse una tradición de este blog. Este año, como novedad, también incorporé una reflexión a mitad de camino. Vamos al lío…


Reflexiones 2019

Veamos como han ido las 4 dimensiones en las que suelo estructurar este análisis:

  • En mi faceta familiar, a pesar de no haber cumplido al 100% los 3 objetivos fijados para 2019, me siento completamente satisfecho. Un viaje con autocaravana en el que disfrutamos como niños en un parque de atracciones. Una inversión económica que ha derivado en un cambio de domicilio en el que toda la familia (Queralt, Roger, Bala, Maria y yo) nos sentimos genial. Y unas excursiones fantásticas en las que Roger empieza a apuntar maneras de buen deportista y mejor amante de la naturaleza. Maria y yo nos encontramos ahora mismo en un momento de plenitud familiar fantástico, totalmente coordinados en la educación de Roger y de Queralt, enamorados más que nunca y con ganas de ir a más.

¡MOLTES GRÀCIES FAMÍLIA!

¡ET VULL MARIA!

  • En mis facetas personal y deportiva continuo conociéndome a través del Mindfulness, intentando balancear la carga lo mejor posible y siendo cada vez más consciente de mis peculiaridades y limitaciones, pero también de mis fortalezas y oportunidades. Este año sí he tenido objetivo deportivo (la Vuelta al Aneto) y he podido experimentar lo que significa pasar unos días de RETIRO (moltes gràcies Marta, Estela , Raquel, Isra, Jesús i Jose Luis). Han sido dos objetivos cumplidos que me han permitido afilar la sierra y mantenerme al 100% en el resto de dimensiones de mi vida.

  • En mi faceta laboral, siendo consciente de lo mucho que me queda todavía por aprender, me siento con confianza y capacidad para dar respuesta a las incontables e imprevistas situaciones problemáticas de mi jornada laboral. Cada día respondo con más seguridad, agilidad, y creo que con mayor profesionalidad a las exigencias derivadas del trabajo. El puesto de inspector de educación me permite conocer a muchas personas, a aprender de todas ellas y a ser comprensible y respetuoso con la autonomía y forma de proceder de los profesionales de nuestro sistema educativo.

Un 2019 fantástico en todas mis dimensiones. He aprendido mucho y soy consciente que todos los años no serán como el 2019, así que espero tener la cordura suficiente para superar las complejas y en ocasiones difíciles enseñanzas que nos depara el futuro. GRACIAS a toda mi familia, a mis amig@s, a l@s compañer@s de trabajo, a las personas que hicieron posible las jornadas de programaciones didácticas, y a ti que estás leyendo este post.

¡MUCHAS GRACIAS 2019!


Objetivos de 2020

Empiezo este bloque tal y como lo hice el año pasado, es decir, recordando la importancia de definir la misión personal y la necesidad de una buena redacción de objetivos:

A falta de concreción a través de la redacción de objetivos y su correspondiente plan de acción, las líneas de actuación para cada una de mis dimensiones de 2020 serán las siguientes:

  • Dimensión familiar:
    • Incrementaré progresivamente la calidad y dificultad de las excursiones familiares y preparar a Roger para que el verano/otoño de 2020 pueda coronar una montaña que supere los 2.500m.
    • Materializaré un viaje familiar similar al del año pasado (de los que sí o sí debes elaborar un Hofmann).
  • Dimensión personal:
    • Incidiré en el autoconocimiento personal, así que, además de la práctica diaria de Mindfulness, me formaré en Gestalt u otra disciplina relacionada con la psicología humanística.
  • Dimensión deportiva:
    • La próxima temporada Bala y yo entremos de lleno en la categoría de veteranos. Me apetece mucho volver a sentir esas sensaciones de unión con Bala y creo que podemos hacer un buen papel a nivel nacional. Por tanto, toca entrenar fuerte y recuperar el buen estado de forma de las temporadas 2015-2016 y 2016-2017. Fueron unos años mágicos en los que Bala y yo conseguimos el quinto puesto a nivel nacional en dos copas de España y el décimo puesto en los campeonatos de España en tierra y nieve. Disciplina, entreno rigoroso y bien planificado, buenas pautas de alimentación,…

  • Dimensión laboral.
    • Continuaré con la publicación quincenal de entradas y daré un empujón a Raül Solbes Academy
    • No sé si el año que viene continuaré en la inspección educativa o volveré a las aulas. La verdad es que cualquiera de las dos opciones es fantástica. Soy consciente que es una fortuna trabajar en el sistema educativo y allí donde me encuentre lo intentaré hacer lo mejor que sepa y pueda. En pocas semanas participaré en un proceso selectivo y aunque me siento con ánimos y con seguridad en mi mismo, nunca se sabe que ocurrirá…

Y hasta aquí llega la entrada de hoy, mi última entrada de 2019. Espero de todo corazón que te sirva tanto como a mi;  siempre digo lo mismo:

El hecho de escribir en este blog tiene  un gran componente de egoísmo; para mí es un fantástico ejercicio de autoconocimiento y reorganización de ideas.

Feliz 2020,
Raül

Imagen destacada de Bernd Marczak from Berlin en Pixabay

Suscríbete a nuestra Newsletter

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Te has suscrito correctamente!