Después de unas semanas de descanso toca de nuevo volver a la rutina, una rutina que, siempre y cuando se haya tenido la posibilidad de desconectar y descansar de verdad, muchos de nosotros agradecemos. Espero que durante las vacaciones hayas podido afilar la sierra, uno de los hábitos propuestos por Stephen R. Covey en su libro “Los 7 hábitos de la gente altamente efectiva” (un maravilloso libro del que seguramente escriba pronto).
Hasta diciembre estaré muy “liado” con unos proyectos personales y tendré la agenda completa, así que he tenido que trabajar durante el mes de agosto para poder aligerar la carga de trabajo de los próximos tres meses y de esta forma equilibrar todos los roles de mi vida (no hay que descuidar nada y menos aún a Maria y a Roger). De cualquier modo, he desconectado por completo durante una semana, y otros tantos días he funcionado a medio gas, lo suficiente para “afilar mi sierra”, así que genial!!!

Ya me apetecía escribir y como he dicho al principio, volver a la rutina, sobretodo la de los miércoles. Aquí tenemos a Roger en su vuelta al “cole”, se escapa por momentos, dentro de nada es él quien me lleva a mi arrastrando en el carro, je je je


 
La vuelta al “cole” de septiembre trae consigo muchas expectativas, no solo de nuestro alumnado, sino también de nuestras compañeras y compañeros y obviamente de nosotros mismos. ¿Cuales son tus objetivos para este curso? ¿Vas a incluir cambios en tus clases? ¿Has cambiado de asignatura? ¿Estás en un centro nuevo? ¿Tal vez un nuevo cargo?…
Hoy empiezo una serie de entradas en torno a las programaciones didácticas, pues desde mi punto de vista suponen una de las herramientas más potentes de cualquier docente. La programación didáctica debe diseñarse, revisarse y poner a punto a principio de curso. Se trata de una herramienta que nos permite reflexionar sobre lo que vamos a hacer a lo largo del curso, sobre cómo lo vamos a hacer y cómo lo vamos a evaluar. Hoy me centraré en su estructura, pues considero acertado contar con el croquis antes de empezar con el desarrollo de sus contenidos (lo primero primero, otro de los hábitos propuestos por Stephen R. Covey).  


Manos a la obra!!!!

Los apartados de la programación didáctica deben adecuarse a cada nivel formativo, y aunque en esencia pueden ser los mismos, cada nivel requerirá de un desarrollo distinto, incluso dentro del mismo nivel, cada asignatura o módulo puede contar con sus propias peculiaridades. Además, el Proyecto Educativo de Centro marcará las líneas generales a seguir, y por tanto, puede incluir algún que otro apartado más. En cualquier caso, en la Comunidad Valenciana la legislación nos marca unos apartados mínimos. Veamos cuales son:

  • El artículo 3 de la Orden 45/2011 del 8 de junio no indica la estructura de la programación didáctica para la enseñanza básica (educación primaria y educación secundaria obligatoria):

Orden45_2011_estructuraPD

Decreto87_2015_estructuraPD

Decreto234_1997_estructuraPD
Atendiendo a la legislación, la programación didáctica en educación primaria debería adecuarse a la propuesta de la Orden 45/2011, la de ESO y bachillerato a la del Decreto 87/2015 y la de FP a la del Decreto 234/1997. Nada se dice de la estructura de las programaciones didácticas que deben emplear los Centros Integrados de Formación Profesional, aunque por lógica, debería ser la misma que la indicada en el Decreto 234/1997. En todos los casos, es importante añadir un apartado para evaluar nuestra propia práctica docente.
La estructura que propongo en mi libro “Programaciones didácticas para FP“, aunque con una distribución distinta, incluye todos los aparados especificados en los documentos legislativos anteriores (incluso la evaluación de nuestra propia práctica docente).
Aquí te dejo mi propuesta:

cp_b04_r02_estructurapd_castellano

Las siguientes semanas continuaré con esta temática, desarrollando algunos de los apartados de la programación didáctica.
Pasa un maravilloso miércoles!!!
 

Suscríbete a nuestra Newsletter

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Te has suscrito correctamente!